Habilidades de comunicación efectivas

12.02.2020

¿Alguna vez has querido comunicarte mejor? ¿Te sientes inseguro cuando hablas en público? ¿Te cuesta escribir? ¿No sabes qué decir a veces? En este artículo, le diremos cuáles son las habilidades de comunicación efectivas, qué tipos hay y dónde puede aplicarlas. Además, le daremos consejos sobre cómo mejorarlos.

Habilidades de comunicación efectiva: definición y propósito

Las habilidades de comunicación se pueden definir como un conjunto de habilidades que permiten a una persona comunicarse adecuadamente. Según Hymes, el creador de este concepto , las habilidades de comunicación eficaces consisten en saber " cuándo hablar, cuándo no y de qué hablar, con quién, cuándo, dónde y de qué forma ".

Interactuamos constantemente con otras personas y no podemos dejar de expresarnos. Por lo tanto, dominar estas habilidades es fundamental para nuestro desarrollo personal y social. Los usamos al hablar, escuchar, leer y escribir.

Hoy en día es difícil alejarse de nuestras pantallas de computadora y teléfonos móviles. La comunicación cambia constantemente y tenemos que adaptarnos rápidamente a ella. Aun así, no importa con lo que se comunique, debe usar habilidades de comunicación efectivas.

Todos sabemos lo perturbadores que son los malentendidos. También sabemos o podemos imaginar la sensación incómoda cuando alguien no nos presta atención cuando hablamos. A veces, es inevitable que lo que decimos no sea interesante o que haya errores en el proceso comunicativo. Sin embargo, aquí le daremos algunas pautas para enfrentar esas situaciones lo menos posible. Descubre cómo mejorar tus habilidades de comunicación.

Habilidades de comunicación efectiva: aplicaciones

No podemos dejar de comunicarnos, incluso si lo intentamos. Un solo gesto nos traiciona. De hecho, incluso cuando estamos solos hablamos con nosotros mismos. Encontrar las palabras y pensamientos correctos es útil en todos los aspectos de la vida. Mencionaremos tres principales.

1. Habilidades de comunicación efectiva en el trabajo.

Las personas que trabajan más o mejor no siempre reciben toda la atención. A veces, lo principal es cómo se venden las ideas al jefe y el poder de persuasión. Las habilidades de comunicación efectiva nos permiten desarrollar técnicas influyentes y llegar a un público más amplio.

A nivel profesional, es esencial saber cómo tratar adecuadamente con sus compañeros, tomar buenas decisiones incluso en situaciones estresantes o bajo estrés laboral . Esta es una de las razones por las cuales las habilidades de comunicación efectiva se valoran cada vez más.

Son casi tan importantes como dominar otros idiomas o manejar varios programas de computadora. Una persona con buenas habilidades comunicativas se destaca sobre las demás en varias áreas y es el candidato más destacado en las entrevistas de trabajo.

Específicamente en el trabajo, las habilidades de comunicación efectiva son muy valoradas, así como la asertividad. Comunicar lo que necesita de una manera respetuosa y educada es muy importante en los entornos corporativos.

2. Habilidades de comunicación efectiva en educación.

Podemos entrenar estas habilidades desde la infancia, la mejor y más apropiada forma de desarrollar estas habilidades es en nuestro entorno natural. Comunicarse bien mejora nuestras relaciones personales y nuestro bienestar. Nos hace sentir competentes.

Es esencial incluir estas habilidades mientras se enseña. Si nos aseguramos de que nuestros hijos sean capaces de comunicarse efectivamente, nos aseguraremos de que se conviertan en adultos resueltos y satisfechos. Del mismo modo, podremos mejorar nuestra comunicación con los niños. Para educar en comunicación, también tenemos que ser buenos comunicadores. Es imposible transmitir bien este conocimiento si no somos buenos modelos a imitar.

3. Habilidades de comunicación efectiva en la vida cotidiana.

Necesitamos estas habilidades para comunicarnos constantemente. Por ejemplo, decirle a nuestro compañero de cuarto que lave los platos, dar malas noticias a un amigo o enviar una postal a nuestros familiares. Desde la interacción más pequeña hasta la más complicada, tenemos una demanda constante para comunicarnos de manera efectiva. Comunicarse bien ahorra tiempo, esfuerzo y hace la vida más agradable.

4. Habilidades de comunicación efectiva en una conversación difícil.

Todos tenemos conversaciones que creemos que son difíciles de abordar, aquí hay algunas cosas a tener en cuenta cuando se trata este problema. La falta de comunicación es muy común porque, aunque podríamos estar en una conversación hablando el mismo idioma, nuestras interacciones son más complejas de lo que podrías imaginar. 

a) Entregar más comentarios positivos que negativos

Las declaraciones positivas son aquellas que parecen ser de apoyo, apreciativas, alentadoras, mientras que las negativas son críticas, de desaprobación y contradictorias. Nuestro cerebro tiende a enfocarse en los aspectos negativos más que en los positivos, por lo tanto, es importante entregar entre cinco y seis veces más declaraciones positivas a cada declaración negativa. Esto es útil no solo para entornos laborales sino también para relaciones personales.

b) Expresión facial

Recuerde que la inteligencia emocional se trata de leer las emociones y la empatía de otra persona. Para habilidades de comunicación efectivas, es importante enfocarse en su expresión facial. La sonrisa es importante para las interacciones sociales cuando se brindan comentarios, trate de mantener su expresión facial tan positiva como sea posible y siempre busque pistas de cómo la otra persona podría tomarla.

c) Destacar la importancia de trabajar juntos para resolver dificultades

Cuando hable sobre un problema, siempre trate de describir la situación sin ninguna evaluación, identifique sus sentimientos con respecto a la situación (no culpe) y sugiera soluciones que puedan mejorarla (evite discutir sobre quién tiene la razón o no).

d) Contacto con los ojos

Los psicólogos describen la resonancia como la capacidad de una persona para leer las emociones de otra persona. Esto se realiza principalmente a través del contacto visual, permite a las personas crear una conexión y ayuda con la retroalimentación.

e) Sea auténtico

Aunque hay muchos consejos sobre cómo comunicarse efectivamente en situaciones complicadas, el aspecto crítico de todo es que siempre debe permanecer auténtico. Si sale como alguien diferente a usted, sus esfuerzos serán contraproducentes.

f) Sé compasivo

Trate cada conversación, independientemente del contexto, como una oportunidad para conectarse con otra persona que tiene sus propias necesidades y dolor. Todos, en algún momento, pasan por momentos difíciles, momentos tristes, etc. Al recordar las experiencias humanas que todos compartimos, descubrirá que puede aportar amabilidad y compasión a la conversación.

10 Características de una persona con habilidades de comunicación efectivas

1. Son observadores

En cierto modo, la empatía nos permite inferir los estados mentales de los demás. Los buenos comunicadores saben cómo anticipar las reacciones de los demás, reconocerlas y modificar su discurso en consecuencia.

2. Puede entender el contexto

Las personas con habilidades de comunicación efectivas se caracterizan por sentir curiosidad por el mundo y adaptarse a las diferencias individuales, sociales y culturales. Imagina que viajas a un país asiático y notas que sus habitantes se sienten incómodos hablando contigo. Probablemente sea porque consideran irrespetuoso mirarlos a los ojos.

No tenemos que ir tan lejos para evaluar la situación. Es importante tener siempre en cuenta su entorno al evaluar la mejor manera de comunicarse.

3. Tener alta autoeficacia

Ven los obstáculos como desafíos. Creer en nuestras posibilidades nos facilita centrarnos en lo que tenemos que decir sin distraernos con nuestras inseguridades. Es normal tener ciertas dudas (y conveniente cuando se aprende a mejorar), pero hay formas apropiadas de valorar más la percepción que tenemos de nuestras habilidades.

4. Son respetuosos

Una persona con habilidades de comunicación efectivas puede hablar con personas con las que no está de acuerdo y no perder los estribos o la paciencia. Esto es complicado si discutimos sobre política, religión o fútbol. ¿Cuántas veces hemos visto a personas perder los estribos por tonterías? Los buenos comunicadores aceptan el punto de vista de la otra persona y dan sus argumentos amablemente.

5. Son emocionalmente inteligentes

Se preocupan por lo que siente su interlocutor. Son asertivos y empáticos. Saben qué preguntas tienen que hacer, cómo abordarlas y cuándo es mejor quedarse callado.

6. Están organizados

Ordenan sus pensamientos antes de explicarlos. Piensan antes de hablar y no tienen miedo de admitir que no saben algo. Tanto hablar como escribir requieren que ordenemos nuestras ideas de manera consistente. De esta manera, haremos que sea más fácil para nuestro interlocutor seguir nuestro argumento y encontrar nuestras palabras más atractivas.

7. Son creativos

Tienden a contar historias para generar vínculos emocionales con su oyente, crear las metáforas correctas, buscar ejemplos ingeniosos y memorables, etc. Son flexibles y saben qué es lo mejor para cada ocasión.

8. Tener buenas referencias

Examinan las habilidades de comunicación de los demás y sacan lo mejor de cada encuentro. Aprenden rápido y perfeccionan sus técnicas. Si esto no es algo que tiende a hacer, póngalo en práctica como un ejercicio para lograr habilidades de comunicación efectivas.

9. No tienen miedo de estar equivocados

No podemos tener todo bajo control, no importa cuán efectivas sean nuestras habilidades comunicativas. Los excelentes comunicadores no son excelentes para su perfección. Son geniales porque aprenden de sus errores, no se rinden y toman sus errores con humor. Las fallas son inherentes al proceso comunicativo.

10. Practica, practica y practica

Es cierto que hay personas que parecen tener una capacidad sobrenatural para comunicarse. Sin embargo, este potencial se desperdicia si no se ejercen nuestras habilidades comunicativas. Un pequeño ensayo nunca está de más. Practique lo suficiente para asegurarse de que sus habilidades comunicativas sean efectivas.

Tipos de habilidades de comunicación efectivas

1. Habilidades gramaticales o lingüísticas para una comunicación efectiva.

El conocimiento del idioma es importante para esta habilidad. Esto consiste en integrar cada aspecto del lenguaje, forma y significado, manteniendo una relación bidireccional. Incluye el nivel fonético (entonación, ritmo, etc.), léxico-semántico (vocabulario) y gramatical (estructura de las palabras, cómo se combinan, etc.). Es la base de la comunicación, sin ella, ni siquiera podríamos entendernos a nosotros mismos.

2. Habilidad sociolingüística

Para usar esta habilidad correctamente, debemos ser capaces de comprender diferentes expresiones dependiendo de la situación. El lenguaje se basa en el tiempo, por lo tanto, es importante tener siempre un contexto. Podemos notar la diferencia entre escuchar a una pareja decir "tontamente" afectuosamente y escuchar el mismo término cuando dos personas critican a otra. Aprenda más sobre cómo escuchamos .

3. Habilidad de fluidez para una comunicación efectiva

Incluye diferentes habilidades, desde interpretar mensajes y transmitir varios tipos de discursos en diferentes circunstancias. El contenido del discurso debe ser coherente y coherente. Lo ponemos en práctica cuando le contamos (oralmente o por escrito) a un grupo de amigos acerca de nuestro fin de semana a través de una estructura ordenada y lógica.

4. Habilidad estratégica para una comunicación efectiva.

Permite que la comunicación sea efectiva y permite reparar los errores sin interrumpir el curso de la conversación. Implica una gran cantidad de tácticas para llenar largos silencios o corregir malas interpretaciones. También incluye lenguaje no verbal. Por ejemplo, consiste en redirigir la conversación lo que se calienta el argumento sin ser demasiado abrupto.

10 consejos para habilidades de comunicación efectiva

1. Analízate a ti mismo

Busque personas en su entorno que transmitan ampliamente lo que quiere decir y examine su estilo. Serás más consciente de lo que haces bien y de cómo puedes progresar. Pronto llevará a cabo este proceso automáticamente. Trate de no ser demasiado severo en su autoevaluación o autoevaluación , porque solo lo pondrá más nervioso.

2. Sé simple

Muchas veces "menos es más". Esto no es una excepción. No pierdas el tiempo con grandes expresiones o términos bombásticos. Reprimirán el proceso comunicativo y no siempre se ven bien. Esto no significa que tengamos que dejar de expandir nuestro vocabulario. Simplemente tenemos que saber cuándo usar la palabra exacta y hacerlo de forma natural.

3. Sé natural

¿Alguna vez has pensado que una persona no está siendo ella misma mientras te habla? A veces tratamos de mirarnos y expresarnos como otras personas. Esto no significa que estamos mintiendo, sino que nos estamos adaptando. Imagina a una persona en una primera cita. Puede que no esté seguro y busque la aceptación de su compañero por encima de todo. Puede intentar demostrar que tiene conocimientos o características que complacen a su posible socio. Aunque tenemos la mejor intención del mundo, esto es forzado y poco convincente. Es esencial que confíes en ti mismo y te sientas cómodo comunicándote bien.

4. Sé amable

Puede parecer obvio. Sin embargo, a veces con prisa, estrés o mal humor, nos olvidamos de sonreír. Nos cuesta hablar transmitiendo positividad en lugar de fruncir el ceño. No todas las circunstancias requieren que mantengamos un comportamiento alegre, pero podemos tratar de ser lo más empáticos posible. Desarrolla tus habilidades sociales. Notarás los beneficios de ser amable en la forma en que los demás se relacionan contigo.

5. Adaptarse a su compañero de escucha

Cada persona tiene su propia realidad. Diferimos en nuestro nivel sociocultural, contemplamos diferentes puntos de vista o tenemos una representación mental diferente para la misma palabra. Esto puede conducir a malentendidos.

Estos errores pueden evitarse si observamos las reacciones de los oyentes y actuamos en consecuencia. Si ve que no están entendiendo, busque ejemplos explicativos. Por otro lado, no deje que nada quede sin decir si tiene dudas, pregunte si su comunicación es efectiva.

6. Prueba las técnicas de relajación

Un examen importante, una presentación o una persona que nos pone nerviosos puede debilitar nuestras habilidades comunicativas. Es normal que nos encontremos inquietos en estas circunstancias. Aún así, hay formas de mantener la calma en situaciones estresantes. Por ejemplo, puedes contar hasta que te sientas mejor. Puede parecerle una tontería, pero sirve para enfocarse en otra cosa y alejarse del problema.

7. Busca inspiración

Busque y lea más sobre habilidades efectivas de comunicación. Puede investigar temas como el lenguaje corporal, la narración de cuentos o la programación neurolingüística (PNL). Busque en Internet expertos en su campo y vea cómo se comunican. Por otro lado, la literatura puede ser otra fuente de inspiración, además de producir una gran satisfacción.

8. Recuerda el poder de las imágenes.

Si tiene que hacer una presentación, confíe en los recursos visuales. Use fotos, ilustraciones o gráficos para impulsar sus ideas. Puede confiar en la psicología del color para crear un vínculo más emocional con su audiencia. Reforzará sus palabras y el público las recordará mejor. Solo recuerda que el poder siempre dependerá de las palabras.

9. Disfruta comunicándote

La comunicación no es solo un medio, también se puede disfrutar. No a todo el mundo le encanta escribir historias o exponer un tema delicado a cientos de personas. Sin embargo, nuestras habilidades comunicativas también pueden ser reconfortantes como contar un chiste o dar un abrazo. Mejorarlos hará que estas experiencias sean aún más satisfactorias.

Por cierto, este proceso será más gratificante si no hacemos más cosas al mismo tiempo. Esto no solo puede ser irritante para la otra persona. También disminuirá nuestra atención y no nos permitirá apreciar la conversación al máximo.

10. Escucha

Practique la escucha activa, sea empático e intente que su interlocutor se sienta comprendido. Saber escuchar es tan importante como ser gramaticalmente impecable o tener un vocabulario amplio. De esa manera no dejarás de aprender y enriquecerás tus relaciones interpersonales.

11. Solicitar comentarios

Recibir comentarios honestos de sus compañeros, familiares e incluso jefes lo ayudará a convertirse en un comunicador efectivo y mejorar sus habilidades. Es la manera perfecta de descubrir áreas de mejora que podrían pasarse por alto.

12. Involucre a la audiencia (si es una configuración grupal)

Cada persona tiene una capacidad de atención diferente, imagine todas esas atenciones combinadas. Tenga esto en cuenta cuando aplique habilidades de comunicación efectivas en entornos grupales. Asegúrese de hacer su discurso interactivo haciendo preguntas, permitiendo que otros hablen, etc.

13. Administra tu tiempo

Recuerda que no estás dando un monólogo. Las habilidades de comunicación efectiva tienen que ver con la gestión del tiempo y dar a otros la oportunidad de hablar también. Si realiza una presentación y necesita restringir la información a un período de tiempo, recuerde siempre tener en cuenta sus puntos clave para comunicarlos de manera efectiva.

14. Sé conciso

Recuerde ser siempre directo, simple y al grano cuando intente aplicar habilidades de comunicación efectivas. Concéntrese siempre en expresar su punto teniendo en cuenta todas las demás variables mencionadas.

15. Sé curioso

¡Enciende tu curiosidad! Manténgase al día con las noticias, sus intereses, etc. ¡Esto lo ayudará a involucrar a las personas y sus habilidades de comunicación efectivas serán excelentes!